miércoles, 11 de julio de 2012

LA PINTURA DECORATIVA - EL TRIUNFO DE LA FORMA

En nuestro pasado más reciente los preceptos del arte moderno han exigido que la funcionalidad prevaleciera sobre las formas y se evitara lo meramente decorativo, esto ha ido en detrimento de la pintura decorativa y otros oficios artísticos que fueron perdiendo protagonismo a lo largo del siglo pasado. 

Imagen: Andreé Putman

Nuestra formación académica como interioristas o arquitectos, daba muchísimo más valor a la función que a la forma, esta era el resultado final de haber solucionado los problemas de funcionalidad que nos presentaban los espacios o los objetos que nos envolvían.

Imagen: Andreé Putman

Han sido décadas de una cultura de diseño esclavizada por el arte moderno y el minimalismo, hoy la tendencia está cambiado y se aprecian más los detalles, las texturas, los colores, la calidad de los materiales, estamos experimentamos una tendencia clara hacia el eclecticismo y las referencias a estilos históricos distantes.

Imagen de Garabato Mural

Vivimos en una cultura postindustrial en la que la mayoría de objetos y diseños se han reinventado multitud de veces, necesitamos ofrecer innovación en los interiores y en los objetos que nos envuelven y creo que la pintura decorativa puede ser una buena herramienta para conseguir este propósito. 

Fresco de Álvaro Ferrero

Creo que interactuar con otras disciplinas artísticas como las bellas artes, el diseño gráfico o el téxtil puede ofrecernos resultados excepcionales. 

1 comentario:

  1. Al menos servirá para humanizar nuestro entorno. La naturaleza muy a menudo es barroca, llena de elementos y en un maravilloso orden caótico y no obstante esto, nadie se atrevería jamás a definirla como una obra de mal gusto, no?

    ResponderEliminar